martes, 17 de marzo de 2009

Hogar... dulce hogar.

Hace un par de años aLoNNe y yo estuvimos mirando muy en serio el comprarnos una casa (para reformar y con obras, para así poder hacerla a nuestro gusto) mientras seguiríamos viviendo en nuestro piso (buno, todavía es del banco... y lo que queda) y una vez nos mudáramos posiblemente lo vendiéramos.
Por suerte... MENOS MAL, no nos metimos en ello porque no encontrábamos lo que buscábamos, y lo que queríamos era tremendamente caro.
Ayer estrenaron una serie nueva en la tele donde la familia protagonista tenía una casa de lujo (y con fantasmas incluidos... que todo hay que decirlo) y surgió de nuevo el tema de comprarnos una casa, el día de mañana claro, hoy ni nos lo planteamos.
Esta noche no he podido apenas dormir, me fui al salón y me quedé allí pensando en cómo vamos cambiando los gustos y necesidades conforme vamos madurando.
Antes, de pequeña, quería una mansión jejejeje, una casa enorrrme con un jardín como el de la película "sonrisas y Lágrimas"
Un jardín como el de ellos, con tu propio embarcadero y su barca, con su zona para el picnic, para jugar con mis perros (5 ó 6), para poder pasear, para construir una casita de madera en uno de los árboles, para hacer un invernadero...

Luego fui cambiando con el paso de los años, quería una casa, grande, con jardín (no tan grande jejeje, que eso debe costar mucho dinero mantenerlo) donde poder estar en invierno al solecito leyendo y en verano en la piscina. Con sitio para mis dos perros... Un husky Siberiano y un Labrador. Con un salón enorme con chimenea, biblioteca, cocina como la de las películas americanas con barra en medio...

Hoy día, me dí cuenta anoche, he cambiado mucho.

Quiero una casa, sí, con muros gruesos para no oir la música de la vecina del C, o al del 2º cuando coloca cuadros con el taladro (que digo yo que no le debe quedar ya espacio libre para hacer más agujeros), o a la de abajo cuando la visita la hija y la nieta...

Quiero una casa con un patio (no jardín) donde poder colocar mis macetas, donde tener una piscina de estas de plástico que pueda quitarla en invierno. Que me pueda refrescar en verano (Aunque no nadar jejeje) que pueda sacar la barbacoita y hacer unas sardinitas... ya está.

La cocina me da igual que no sea grande, me he apañado muy bien a la mía ya.

Me gustaría , eso sí, un salón amplio, con cristalera, donde no tengamos que mover los muebles de sitio cada vez que vienen amigos a cenar y vayamos a abrir la mesa.

Y sólo dos caprichos. Uno: Un vestidor para poder tener toda la ropa en orden.

Y el segundo capicho: Una sala alargada pero estrechita, para que aLoNNe pueda colocar allí un proyector, poner un par de sillones de estos de oreja reclinables y ver toooodas las pelis que quiera. Agustito.

Aún así, sigue siendo tremendamente caro hoy día, y más con las dudas respecto al trabajo y los problemas para que te concedan hipotecas. Pero ... veo que conforme vamos madurando... nos vamos conformando con menos no? Al menos en mi caso es así.

¿Vosotros teneis la suerte de vivir en el hogar de vuestros sueños? ¿El que siempre habeis deseado? ¿Cambiarías?

Saludos

Vicky

11 Comments:

Lina said...

Pues no. No vivo en el hogar de mis sueños. Cuando compramos nuestro piso, un tercero sin ascensor, lo hicimos pensando en que pronto nos mudaríamos, a mi me quedaba una asignatura de la carrera y soñábamos que cuando la terminase, me iban a llover ofertas de buenos trabajos.

Hoy, 8 años después, seguimos aquí, y ahora, dada nuestra situación actual, sin posibilidad ninguna de mudarnos a ningún otro sitio.

Saludos.

Nosotros también soñamos con un vestidor, mi marido y yo somos adictos a la ropa. Nos encanta ir de tiendas, y últimamente nos hemos cortado porque ya somos tres que vestirnos y porque no nos cabe la ropa en el armario.

Laia said...

Pues no, yo de momento no vivo en el hogar de mis sueños, mas que nada porque no es mi hogar y tengo unos vecinos que son dignos de serie de televisión.

Nosotros estamos planteandonos comprarnos una casa nuestra ahora que aumentaremos la familia y que los precios han bajado mucho. El problema que Juan quiere una casa grande en las afueras o en un pueblo cercano con su cesped, su piscina.... y y quiero un piso grande que tenga una terraza para meter a mis rotwailers a jugar. Con una pergola, mis hamacas y si el quiere cesped artificial. Además hay muchos edificios que tienen piscinas en los áticos. Peeeeeeeero no nos ponemos de acuerdo. Y por supuesto con vestidor!! que no encuentro nunca lo que me quiero poner en la jauría que tengo por armario que si meto una percha mas estalla.
Y lo de la barra americana me encanta ademas yo la cocina lo la uso mucho me da lo mismo las dimensiones y si se pasan los humos al salón.

Tarde o temprano todos tendremos la casa de nuestros sueños ya lo verás.

Muchos besos

Raquel said...

Nosotros vivimos en un piso, más bien pequeño. Pero... yo estoy muy a gusto. La zona es tan tranquila que parece un pueblo, lo hemos amueblado a nuestro gusto, y la verdad, aquí el jardín lo disfrutas dos meses al año así... que no.
Creo que en ese aspecto yo soy muy conformista.
Saludos.
Raquel.

gallega said...

De mis sueños no. Yo tal como tu, sigo queriendo una casa tipo inglesa para restaurar, y me falta la piscina de obra.
Pero no me puedo quejar, me faltan dos años de hipoteca, vivo en una casa con finca y piscina de montar. Lo único problema....la suegra vive por debajo, que es bueno cuando quieres salir y dejar los niños y malo cuando te tienes que cuidar de no hacer ruido cuando tienes invitados.

Nunca estamos satisfechos con lo que tenemos, siempre queremos mas...

Besitos

Tamara said...

Jajajaja, yo desde luego con los años soy mas exigente, lo que pasa esque claro, es verdad que con los años ya sabemos y conocemos la situacion economica y tal...
De pequeña yo queria vivir en una mansión como la de Falcon Crest jajajajajajajaja, muy fuerte, pero claro, una niña, que va a saber de la vida.
Luego ya con los años mi sueño de toda la vida fue un ático desde que vi la pelicula Mujeres al Borde de un ataque de nervios de Almodovar, en la que la protagonista (carmen maura) tenia un atico enorme, y regaba las muchisimas plantas con manguera, en fin..... luego tambien vi viendo los pisos de los aticos, la calefaccion y el aire acondicionado que gastan, y claro... no me lo puedo permitir.
Ahora mi sueño seria vivir en una casa como en las pelis americanas, con su jardin, estas casas que salen en las pelis sobre todo las de miedo en las que el asesino se cuela por todas partes jajaja, pero a ser posible sin asesino jajajajajajajajaja
Y tener 4 o 5 gatos, pero vamos yo estoy muy contenta en mi piso, es grande, tenemos zona ajardinada, una piscina (a mi la piscina no me va) pero bueno, en verano esta bien para refrescarse....
En fin..... los sueños...

julia said...

Yo también la serie de anoche y ya me enganché, la verdad es que tener una casa así sería una maravilla, pero sin fantasmas por favor.
Yo tampoco vivo en la casa de mis sueños. Vivo en un piso de alquiler hecho en 1978 y que sigue con los mismos azulejos de entnces. es lo que tiene vivir en pisos de estudiantes.
Pero mas o menos lo he dejado coquetín, de todas formas en julio volveré a tener una mudanza.
Sueño con una casa muy parecida a la tuya, con patio, vestidor, habitació para ordenadores y pequeño cine...ainssss en fin...

¿Mañana más? said...

Jopetas, Alma, si parece que he escrito yo el post, hija. ¡Pensamos lo mismo!. Yo también quiero un piso con patio (o con una terraza amplia, lo mismo me da) donde tener mis macetitas y una mini barbacoa.

Por cierto, te odio por tener un husky y un labrador. ¡Son mis perros favoritos!.

tia elsa said...

No me quejo de mi casa, es grande, fresca en verano, calentita en invierno y con gruesas paredes, tengo un patio que siempre tiene sol (obvio cuando no está nublado) en el cual en verano armo una pileta como la que tu dices, con lindas plantas. Pero me gustaria mudarme a una casa con un poco más de fondo para tener un pequeño parque y un quincho con parrilla, en fin todavía no pierdo las esperanzas, besos tia Elsa.

KL@U said...

JAJAJA SI QUE CAMBIARON TUS IDEAS,NOS PASA A TODOS...CREO QUE LO IMPORTANTE ES ESTAR FELICES CON NOSOTROS MISMOS Y CON LOS QUE CONVIVIMOS,SI ES GRANDE O CHICO NO INTERESA.......PERO SI HAY QUE SOÑAR ME QUEDO CON LA PRIMER CASA ...JJAJAJAJA!

ABRAZOS

kary said...

yo si que vivo en la casa de mis sueños, y por lo que cuentas a tí te gustaría, tengo salón-cocina todo junto, la cocina con barra en medio, aseo con bañera redonda.... claro pero ten en cuenta que yo soy de pueblo y la hicimos a nuestro gusto hace 16 años, pero ahora.....quiero......un apartamento en la playa!!!! ves como siempre queremos lo que no tenemos,jaja, con esta crisis, aunque me toque la primitiva, lo veo difícil.
Pd. luego pongo fotos en el facebook o en flickr para que las veas.
besotes

Elenilla said...

Yo no quiero darte envidia, Alma, pero mi casa se parece mucho a la de tus sueños. Tengo vestidor, jardín pequeñito y fácil de mantener con piscina de quita y pon en verano, barbacoa, la cocina no es muy grande, pero el salón si. Y sobre todo no se oye a ni un vecino. Yo vivo en la casa de mis sueños, pero tiene una pega: está a 25 kilómetros del colegio de los enanos. Quiero una casa como la mía pero DENTRO de Madrid, te imaginas los precios,no? Cuando me toque el euromillones ;-p

Besos